El presente, nuestro lugar teológico: el caso Francés

past-present-future

Me disculpo, como lo estoy haciendo últimamente, por la demora de este post. El dictado de clases en la PUCP y las clases de Maestría me han absorbido con una facilidad inesperada. Esperemos que no se haga una costumbre.

Bien, quisiera ir terminando ya con estos comentarios a las encuestas que tengo a mano. Ojalá me tome como máximo la próxima entrada, ya veremos. En todo caso, lo que me interesa ir dejando claro es la tesis que estoy tratando de fundamentar, esta vez, de modo “empírico”. A saber, que hay un desencuentro marcado entre las prácticas de las personas religiosas y las normas que su religión propone como regla. Esto, por su puesto, no es algo que yo tenía que probarles con encuestas, seguro ya lo sabían por su propia experiencia y en diversos sentidos. Sin embargo, el valor “probatorio” de la encuesta tiene un peso importante en la medida en que ofrece un diagnóstico más fidedigno y, sobre todo, porque nos debe invitar a pensar qué está pasando con el sujeto cristiano-católico en nuestros días. Es verdad, ya lo he dicho, que la encuesta se refiere a otras latitudes; pero insisto en que eso a mí no me parece un elemento que descarte su valor.

Gustavo Gutiérrez, a quien admiro y respeto, se ha esforzado por sostener que la teología de las regiones pobres como la nuestra no puede ser la misma que aquella que se realiza en la Europa postilustrada y postmoderna. Creo que tiene razón, pero que no se trata de fenómenos excluyentes (prometo pronto dedicarme a estudiar los pasajes en los que Gutiérrez habla sobre la materia): la posmodernidad tiene consecuencias similares en algunos niveles y distintas en otros. Si compartimos, como lo hago, la opción por el pobre, la pregunta de Gutiérrez permanece: ¿dónde dormirán los pobres en la posmodernidad? Pero a esa hay que añadir otra fundamental que tiene que ver con la transformación de la subjetividad. Ambos son temas paralelos que tarde o temprano llegan a los pobres también. Ahora, nuestro amigo teólogo es cualquier cosa menos ingenuo: su énfasis está puesto en el pobre por dos razones, según puedo ver. Primero, porque es la opción ineludible del Evangelio y, segundo, porque aunque la segunda cuestión que he introducido sea correcta, eso no quita que siempre serán los débiles lo más afectados por ella. Así, Gutiérrez no elude el problema, sólo se concentra en la parte que más sufre con él.  Aún no me considero capaz de ofrecer respuesta medianamente solvente sobre el particular, pero mi tesis de maestría pretende trabajar en esa ruta. Con esas ideas puestas otra vez sobre la mesa, veamos si las encuestas tienen aún algo valioso que ofrecer.

Quiero pasar a la encuesta francesa bastante más reciente que nos muestra también datos relevantes (“French turn their backs on the Church”). Lo primero es un descenso importante en el porcentaje de personas que se declaran católicas. En 1972 se trataba del 87%, en el 2009 hablamos tan solo del 64% (veremos en la próxima entrada cómo anda eso en el Perú). La mayoría, además, de estos católicos son mayores de 50 años, sólo el 23% está por debajo de los 35. ¿En un mundo secularizado y globalizado, no será que los jóvenes se entusiasman cada vez menos por la religión? ¿Por la religión a secas o por una forma de entenderla? Son preguntas que habría que conservar en la mente. Sobre la asistencia a Misa, la cuestión no es muy sorprendente. El 65% de es mayor de 50 años y mayoritariamente se trata de mujeres. ¿Van a misa en alguna Iglesia limeña? Me imagino entonces que no hay sorpresa.

Es curioso notar, aunque eso quizá pueda no interesar mucho a algunos, que el crecimiento del Islam es muy fuerte y que en Francia ya hay cerca de 5 millones. Hay varios criterios para interpretar esto, uno de los más seguros tiene que ver con la inmigración unida a los fuertes lazos de  pertenencia que los musulmanes tienen a su religión. Filiación que no suele ser tan intensa en el catolicismo.

Pensemos ahora en la política. ¿Adivinan? La mayoría de los católicos vota por la derecha. Más precisamente, el 39% de los asistentes regulares a Misa votó por el partido de Sarkozy en los últimos comicios, contra solo el 25% del total de votantes.  Como comenta el director del Instituto que realizó la encuesta, “En la medida en que el electorado católico envejece, se  mueve más hacia la derecha”.  Como se sabe, esto es así en casi todo el mundo. Con lo respetables que pueden ser algunos de los miembros del PPC, son el ejemplo típico de personas católicas de derecha en el poder y son el referente para muchos votantes católicos. Entre dos mujeres católicas (Lourdes Flores y SusanaVillarán), aunque de  miradas políticas muy distintas queda clarísimo que los votos católicos van para la candidata más conservadora y menos “roja”. ¿Lógico, no? Para una persona de mirada estrecha, si eres de izquierda eres terruco. ¡Sonaste, Susana!

La pregunta que conviene hacerse es, ¿son esos los católicos de los próximos años o se está operando un cambio en los jóvenes al respecto? Más aún, esas es mi tesis, lo que está en juego es el sentido mismo de catolicidad. Yo creo que nos enfrentamos a una situación de conflicto que ya se está viviendo y que va a terminar por transformar muchos aspectos de esta religión positivamente o bien, si las puertas se cierran al cambio, radicalizando posturas y volviendo a esos “católicos” que queden una pequeña secta. Claro que ellos creerán que son el resto de Israel y una imagen de la iglesia primitiva. El tiempo juzgará.

Los dejo, finalmente, con una reflexión de fray Edmond Vandermeersch, sociólogo jesuita que trabaja con la pastoral juvenil y capellán del movimiento laico de inspiración jesuita, Vie Chrétienne. Creo que sus palabras son una clara invitación a saber discernir los signos de los tiempos, que no es otra cosa que decir que el presente es nuestro lugar teológico:

“La jerarquía está obsesionada con las estadísticas sobre la asistencia a Misa y no ve que una nueva Iglesia se está inventando ante sus ojos. Ellos no ven la riqueza en las nuevas formas de espiritualidad experimentadas por los jóvenes, en los crecientes numerous de personas estudiando teología y la Escritura, en el servicio devote de la Iglesia por los laicos, especialmente mujeres. En lugar de andar angustiados por el descenso de la asistencia a Misa, deberían estar agradecidos por el hecho de que tantos hombres y mujeres laicos estén preparados para asumir responsabilidades en la Iglesia”.

Esta entrada fue publicada en El desencuentro teoría/praxis: católicos en cifras, Gustavo Gutiérrez y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El presente, nuestro lugar teológico: el caso Francés

  1. ricardo dijo:

    estimado raul zegarra:

    que opinas de las facultades eclesiasticas en la enseñanza de la filosofia? a mi me gustaria estudiar en una, pero aqui en lima solo hay dos: “facultad de teologia pontificia y civil de lima” y la “facultad de teologia redemptoris mater”, sin embargo, tienes referencias sobre ellas?

  2. Raúl E. Zegarra Medina dijo:

    Estimado Ricardo, sólo conozco la primera y no tiene muy buen nivel en lo que a filosofía se refiere. Los buenos profesores de filosofía, si es eso lo que te interesa, están en la PUCP y la UARM, sobre todo. Hay algunos buenos en UNMSM y creo que ahí paramos de contar. Si lo que te interesa es la filosofía, desaconsejo el estudio en Santo Toribio. Desde la entrada de Cipriani al arzobispado la calidad de esa Facultad, bastante buena hace una decena de años, ha bajado muchísimo. Espero que te ayude con eso. La RMater no la conozco, pero sospecho que debe pasar algo similar. Si buscas a los mejores profesores del paìs, los puedes encontrar en las tres universidades que te señalo y en ese orden de importancia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s