Una nota sobre las elecciones municipales

Hace tiempo que no escribo y, de hecho, la última vez que escribí ya había empezado una etapa de menor producción en el blog. No se trata de un proceso de abandono del mismo, sino de elementos coyunturales. La maestría toma tiempo y, además, este es mi último ciclo en la misma: sacar la tesis y terminar bien los últimos cursos constituye, probablemente, la prioridad en este momento. En ese sentido, escribir para el blog, que es siempre algo que toma tiempo, es una experiencia que me ha estado resultando esquiva. Sea como fuere, hay otra cuestión que también ocupa mi tiempo y es la atención que le ando prestando a la campaña municipal para las elecciones del 3 de octubre en Lima. Lo que quisiera hacer ahora es un breve comentario de balance de lo que hasta ahora he ido viendo como observador y lector atento del proceso.

La primera cuestión que salta a la vista en los últimos días es la del espionaje telefónico a Lourdes Flores. Se trata, como se ha hecho consenso en la prensa, de un evento lamentable, inaceptable y delictivo. Es fundamental que se encuentre a los culpables y, como han dicho varios políticos, que más allá de su oportunismo no dejan de tener razón, es fundamental también que empiece una campaña seria de desactivación de los operadores del ex SIN, de esos mercaderes de la intimidad. Sin embargo, y dicho esto, creo que no hay que hacerse de la vista gorda con el contenido de los audios, no son cosas menores las dichas allí. Muchos de mis amigos interesados en el tema no coinciden conmigo y han desmerecido el contenido en virtud del delito que permitió su difusión. Creo que la razón les asiste en buena parte, pero no estoy de acuerdo del todo.

Sostengo que la intentona de manejar los resultados de las encuestas es una cuestión bien severa y que merece el repudio de la ciudadanía. No se trata de un mero acto fallido al estilo freudiano y no me parece excusable el asunto a partir de que Lourdes es “una mujer de carne y hueso”. Sin embargo, me parece que el PPC-UN ha hecho bien en manejar las cosas como las manejado, concentrándose en la cuestión de la humanidad de Lourdes y la cuestión delictiva: son políticos astutos y tienen experiencia. La movida ha sido inteligente y casi han logrado opacar el contenido; no obstante, no lo han logrado del todo.

Jaime Bayly, algo solitario, ha persistido con el tema, defendiéndose ayer, además, de las acusaciones masivas que ha recibido de hacer “una campaña de demolición” contra Lourdes Flores y creo que ha hecho bien. Primero, porque no ha habido tal demolición y, segundo, porque el tema de la conversación de Flores con Barrón es grave y merece más que la respuesta de la “humanidad” dada por la candidata del PPC. Bayly ha hecho bien en comparar su demolición con la de Aldo Mariátegui, retando a De Altahus y Balbi a ver si ellos pueden decir si su “campaña” se acerca si quiera a lo lejos a aquello que Correo ha hecho con Susana Villarán. Con evidencia explícita, Bayly ha demostrado que su cambio de posición ha sido progresivo y que inicialmente él fue un entusiasta de la candidatura de Flores (por quien votó en las dos últimas presidenciales, además). Bayly, dentro de los marcos de su estilo, ha sido respetuoso con Flores y jamás la ha calumniado. Es más, a pesar de todo lo que ha ido sacando sobre sus errores como candidata, ha sido constante en afirmar que él cree que nada de lo que ha hecho la vuelve una suerte de paria moral y que la siente muy capaz de gobernar Lima. Yo veo el programa casi a diario y puedo dar fe de que los videos de ayer no son una edición antojadiza, sino algo ajustado a la verdad. En conclusión, creo que conviene más firmeza frente al contenido de los audios y no sólo frente al delito cometido para obtenerlos y creo que también que el cargamontón contra Bayly –con pedidos de censura velados por más de un político– es excesivo y desproporcionado. Pero, claro, es mi modesta opinión, y muchos discrepan con derecho.

Unas líneas más de talante meramente especulativo. ¿Qué pasará después de la revelación de los audios? Algunos “pronósticos” a continuación. Primero, no creo que pase mucho con Bayly, osea, no creo que lo censuren. Baruch Ivcher ha mostrado ser tolerante con sus posiciones e incluso cuando Bayly lo ha confrontado personalmente, Baruch ha cedido sin mayor escándalo. A lo mucho se iniciará un proceso judicial en su contra que demorará tantos meses que se volverá algo irrelevante. ¿Qué pasará con Lourdes? Personalmente, me siento dudoso. Inicialmente, pensé que esto la fulminaría; no obstante, creo que ha reaccionando con inteligencia (donde esto no es tanto virtud moral, sino talento para ocultar lo peligroso) y creo que el efecto en la población no será tan severo como me imaginé. Pero eso está por verse, quizá la encuesta de Apoyo de mañana ya pueda mostrar el efecto del asunto. Mi impresión es que le quitará algunos puntos porcentuales de apoyo ciudadano lo cual de todos modos la perjudicará, porque Villarán viene subiendo y aún no parece haber encontrado su techo. Lo que espero de la encuesta de mañana es una diferencia un poquito más amplia para Villarán, digamos, 5 % y la subida proporcional de algunos candidatos como Lay, Andrade y Alegría (mi personal favorito, aunque imposible ganador). Habrá que ver qué pasa mañana, lo de ahora es pura especulación.

En fin, estas han sido solo algunas líneas de comentario. Mi posición es la de analista lego, aunque medianamente informado de los acontecimientos. Esperemos que la campaña se tranquilice un poco, que bajen las revoluciones, los ataques y los eventos ilícitos. Falta muy poco y aún hay algo de tiempo para las sorpresas, aunque las cosas apuntan a que la izquierda moderna, quizá, tenga la oportunidad de mostrar de lo que puede ser capaz. Habrá que estar atentos.

Esta entrada fue publicada en Política y secularización y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Una nota sobre las elecciones municipales

  1. cm dijo:

    ¿No te parece que Bayly ha hecho una campaña de demolición contra Loudes? Creo que sí se ha ensañado con ella del mismo modo en que Correo lo ha hecho con Villaran, en todo caso están en su derecho de hacerlo, con tal que no se calumnie, pues hoy en día (o siempre lo ha sido) el periodismo es partidario y está condicionado por los intereses ideológicos de quien lo ejerce. Repetir incansablemente el mismo tema de Cataño los seis días de la semana que se emite su programa, cuando fácilmente pudo haber dejado en claro su posición e informar el tema a la ciudadanía en un par de programas (ni que se hubiese cometido un delito) me parece que es un ensañamiento y una campaña de demolición. Se puede demoler sin caer en la calumnia necesariamente, no creo tampoco que Mariategui haya calumniado aunque sí ha hecho también una campaña de demolición.

    Mi teoría de este ensañamiento contra Lourdes, a pesar que Bayly continúa considerando a Lourdes una buena candidata, es que por fin éste a encontrada a una candidata – la Villarán – con la que puede identificarse en el terreno de sus ideas libertarias. Bayly es ante todo un libertario, por no decir libertino, y ello ha primado más al momento de elegir a su candidata en esta campaña que las anticuadas posiciones de derecha e izquierda ideológica. Es más, considero que sí ha sido una campaña de demolición y un ensañamiento contra la candidatura de Lourdes porque en sus criticas o ataques puede notarse, o por lo menos yo noto, primero, una piconería típica de su personalidad engreída y caprichosa por no haber querido Lourdes asistir a su programa y, segundo, una cólera propia de los libertarios hacia los conservadores, en el sentido que ambos son enemigos más feroces que lo que pueden serlo hoy en día los individuos que profesan una ideología de derecha y de izquierda. Bayly se esta “desquitando” con Lourdes por ser anticuada y cucufata, se esta desquitando y burlando de la misma manera en que un moderno progresista lo hace con un ser conservador al que considera chapado a la antigua. En todo caso cada quien esta en su derecho de “atacar” o criticar lo que quiera siempre y cuando no se caiga en la calumnia.

  2. Raúl Zegarra dijo:

    Estimado/a Cm: Creo que hay diferencias notorias entre el modo en que Bayly y Mariátegui se han dirigido a sus respectivos “objetos de demolición”, razón por la cual creo que en el primer caso la cuestión no aplica del todo y en el segundo sí. De todos modos, me siento en sintonía con algunas de las cosas que dices: 1. sí creo que Bayly es algo engreído y que su personalidad pesa mucho en esto, 2. sí creo que Bayly se la ha agarrado con Lourdes, pero lo ha hecho, básicamente por que ella no ha estado a la altura de las demandas que él le hizo, es decir, como ella no respondió bien a las objeciones/acusaciones/preguntas de Bayly, él se la ha agarrado con ella hasta que lo haga. En suma, creo que aquí hay cuestiones notoriamente temperamentales de parte de este conductor de TV; sin embargo, creo que hay diferencias notorias con el caso de Correo y sostengo, además, que hay cuestiones de fondo que Lourdes no ha aclarado suficientemente.

  3. Zimmerman dijo:

    Completamente de acuerdo con lo que dices. Hay dos “momentos” éticos, el del espionaje, y el del contenido. A lo mejor, si estuviésemos en un jurado, tendríamos que hacer el esfuerzo consciente de ignorar un contenido de origen ilegal, mas no es ese el caso.
    No debemos hacer la vista gorda del carácter moral de las personas que nos gobiernan. Los audios no hacen más que confirmar la corrupción interior de una persona que ya nos ha dado, con hechos, múltiples motivos para dudar de su integridad, su apoyo a Fujimori, o el amague de hacerse la vista gorda con las irregularidades de Castañeda en caso de salir elegida, sin mencionar lo de Cataño.
    Ojalá se vengan más artículos de análisis.
    Saludos!

  4. Raúl Zegarra dijo:

    Gracias por lo último, Martín. Y bueno, con lo que dices, claramente concuerdo. Hoy han habido buenas entrevistas y reportajes en el 2, 4 y El Comercio, quizá algo podamos conversar al respecto, pero cada vez me va quedando más claro que Susana es jodidamente mejor candidata que Lulú. Una pena cómo ha terminado la carrera de una política que, sin ser mi favorita, siempre me mereció un moderado respeto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s